Publicado el Martes, 3 de julio de 2012

El principal problema es que las empresas nunca han hecho pruebas de interacción entre todos los ingredientes tóxicos derivados del petróleo que contienen los productos cosméticos y la cantidad que nos aplicados de forma diaria.
Hacen pruebas de forma aislada de cada una de las sustancias y a la conclusión que llegan es que ninguna es nociva para el ser humano en las cantidades que aparecen en los productos, pero se olvidan de los procesos acumulativos en el organismo, de la interacción, y de la gran cantidad que nos aplicamos todos los días…ponte a pensar….de arriba…a abajo…champú, suavizante, mascarilla para el pelo, espuma para los rizos, o para alisarlo, crema para la cara, para el contorno de ojos, bálsamo para los labios, pasta de dientes, maquillaje, crema para el cuello y el escote, desodorante, crema para el cuerpo, crema para las manos, colonias y perfumes, crema para los pies, crema de protección solar (una para la cara y otra para el cuerpo)….te parece mucho?? mira ahora el armario de tu baño…seguro que encuentras más de los que te he nombrado….
Piensa en ello.